Frida siempre. La musa tórrida. La guerrera de sangre y pincel. Desde su imaginario, la diseñadora marabina Emily Quintal, de la joven firma Quintal Esboço, quiso con Java, su última colección, pensar en una evocación sexy de la pintora de Coyoacán. En su fantasía de vestidos, camiseros, faldas y tops en una acuarela de mostazas, ocres, magentas, grises claros, blancos y negros pensó en unas Fridas que son unas apasionadas femme fatale. Como lolitas mexicanas a lo Kahlo. “Yo diseño para una mujer fuerte, que es la que quiero que use mi ropa”, asoma decidida la diseñadora de su intención.

Con referencias tomadas de los años 70, Java impone a una mujer seductora, que en una apuesta sensual luce estampados y viste satén, lino y algodón. Unas afroditas de sofisticados códigos de feminidad latina, que se colorea la boca, luce prendas que se ciñen sin excesos a las curvas y lleva muchas flores en el cabello como unas gitanas aztecas, así bellas, provocadoras, como peligrosas. Unas Fridas de estos tiempos que rompen corazones a su paso.

Fotografía: Juan de los Mares

Modelo: Rosshanna Bracho

Mister Coppola: Fugitivo a diario, insomne incurable, rebelde solitario, hombre solar, despeinado irredento, visitante de azoteas, gladiador de concreto, obseso de las espadrillas, los panamá hats y los lentes de sol, escritor nocturno, comprador de revistas, curioso de balcones, amante de los pappardelle, cosmopolita salvaje, terapista de piso, apasionado de los sitios concurridos cuando están vacíos, lector desordenado, caminante de aeropuertos y bebedor de champagne en mañanas de domingos cualquiera.

http://mistercoppola.blogspot.com

 

 

_No olvides leer: